El Rincón de la Ciencia, Tecnología y el Conocimiento

“Ahora para encontrar trabajo hace falta un máster. ¿Qué será lo próximo? ¿El Nobel? Entrevista al educador Ken Robinson

Publicado por El Rincón de la Ciencia, Tecnología y el Conocimiento en Jueves, 21 de julio de 2016

FRASES DE CIENCIA

miércoles, 26 de octubre de 2011

El Ajolote tiene sus días contados: podría extinguirse en 5 años

Hace unos meses, los focos rojos se encendieron en Xochimilco. Debido al crecimiento desmedido de la mancha urbana, el mal manejo de las aguas residuales y el abandono de la actividad agrícola, más de la mitad de las tradicionales chinampas desaparecieron; poniendo en riesgo la declaratoria de Patrimonio de la Humanidad que le confirió la UNESCO. La paulatina desaparición de estas “parcelas flotantes” también ha comenzado a diezmar la población de ajoletes, especie endémica de México —y en específico, del Distrito Federal—, que encuentra refugio en los entresijos de las chinampas.

Según los estudios del investigador del Instituto de Biología de la UNAM, Luis Zambrano González, los ajolotespodrían extinguirse en tan solo cinco años. Los conteos que se han realizado desde hace un par de décadas muestran un descenso dramático entre los ejemplares de este especie. En 1998, se contabilizaron 6 mil ejemplares por kilómetro cuadrado en el lago de Xochimilco; para 2008, el número había decrecido a mil. En el último conteo, realizado en 2010, sólo pudieron registrarse 100 ajolotes, una baja francamente estrepitosa.

Para el investigador de la UNAM, la extinción de los ajolotes no sólo implica una enorme pérdida en nuestros ecosistemas, sino también una afrenta a nuestra identidad. Conocidos como Axolotl —“monstruo acuático”— su presencia en el lago de Xochimilco es previa a la llegada de los mexicas y, desde entonces, han sido unos de los residentes más destacado de la ciudad de México, junto a otras cuantas especies endémicas.

Los mexicanos, y de manera especial los habitantes de esta ciudad, somos responsables de cuidar el ajolote, porque es parte de nuestro ser mexicano, tan importante como el tequila, la Pirámide del Sol o el Calendario Azteca, por su historia y porque forma parte de la biodiversidad que debemos conservar.

Actualmente, Luis Zambrano González se encuentra trabajando con vecinos de la delegación Xochimilco para establecer refugios que sirvan de criaderos experimentales para los ajolotes. Hasta el momento, el experto en la conservación y restauración de ecosistemas dulceacuícolas ha logrado generar cinco refugios donde colocar especímenes de laboratorio para estudiar su reproducción en un ambiente natural. Para ello, ha retirado a todas las carpas y tilapias que se alimentan de la hueva del ajolote, además de colocar filtros biológicos para que sólo pase el agua de buena calidad.

Una vez que se obtenga más información de cómo funcionan estos refugios y qué canales prefieron los ajolotesse podrá crear un programa de acción para protegerlos de manera efectiva, vinculando a la comunidad deXochimilco en este proyecto de restauración.
Una vez que sepamos cómo es el mejor refugio para los ajolotes, vamos a proponer a los chinamperos establecer refugios en sus parcelas. La idea es que los productos cultivados en estas parcelas donde se protege al ajolote se vendan con un precio extra para que los ciudadanos, al comprarlos, contribuyan a la conservación de la especie.

De funcionar este sistema que vincula la reactivación agrícola en la capital —como sucede en Iztapalapa— con la protección del medio ambiente, podría conformarse una red de chinamperos que protejan cerca de 80 kilómetros beneficiándose de ello, impulsando la economía local y ayudando a que los ajolotes continúen siendo uno de los habitantes distinguidos del Distrito Federal.



0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Share

Twitter Delicious Facebook Digg Stumbleupon Favorites More